Topes de velocidad vs jorobas de velocidad

Topes de velocidad vs jorobas de velocidad

Mientras que los límites de velocidad están diseñados para ayudar a fomentar una conducción más lenta y segura en ciertas áreas, los límites de velocidad publicados pueden ser ignorados o pasados por alto. Los badenes y los montículos de velocidad son obstáculos físicos que se utilizan en la gestión del tráfico para ayudar a forzar a los conductores a reducir la velocidad; sin embargo, aunque los términos «badenes» y «montículos de velocidad» se utilizan a menudo indistintamente, estos dos tipos de dispositivos de gestión del tráfico se utilizan realmente para diferentes propósitos.

¿Qué es el Speed Bump?

Los badenes o speed bumps se utilizan a menudo como una opción más agresiva para calmar el tráfico y se suelen utilizar en zonas donde los coches y los peatones comparten el mismo espacio, como los aparcamientos. Un badén puede utilizarse para ayudar a reducir la velocidad del tráfico a 10 km/h, garantizando que tanto los conductores como los peatones tengan tiempo suficiente para reaccionar con seguridad. En la mayoría de los casos, los badenes no se utilizan en las vías públicas porque requieren que los conductores se detengan casi por completo para pasar por encima de ellos con seguridad sin dañar el vehículo.

¿Qué es el Speed Hump?

Los badenes, también conocidos como ondulaciones o jorobas de carretera, suelen utilizarse en zonas de velocidad de 30 km/h, como en calles locales, zonas escolares y carreteras de enlace en las que es más probable que la velocidad excesiva de conducción ponga en peligro a los peatones. En comparación con los badenes, los de este tipo tienen un diseño de pendiente más gradual y son mucho más anchos. Este diseño ayuda a reducir la velocidad de un coche a un ritmo medido, a la vez que supone un menor riesgo de dañar el coche.

Diferencias entre los badenes y los montículos

La principal diferencia entre los badenes y los montículos, aparte de su aspecto general, es que se utilizan para aplicaciones diferentes. En la mayoría de los casos, los badenes se utilizan en aparcamientos, mientras que los badenes pueden utilizarse para una gama más amplia de aplicaciones, como aparcamientos, zonas escolares, garajes y carreteras residenciales. Los procesos de instalación tanto de los badenes como de los resaltos son también similares; sin embargo, debido a su mayor tamaño, la instalación de los badenes puede llevar más tiempo que la de los resaltos.

Si desea saber más sobre las diferencias entre los badenes y los montículos de velocidad, o si está interesado en uno de nuestros productos de gestión del tráfico, por favor, póngase en contacto con Valley Traffic Systems en la ubicación más cercana a usted o rellenando un formulario de contacto en nuestro sitio web. Los miembros de nuestro equipo dedicado estarán encantados de ayudarle a seleccionar los productos de gestión de tráfico adecuados para sus necesidades específicas.

Post Comment